Cómo evitar riesgos contratando una empresa homologada para la retirada y gestión de amianto en Málaga

Gestion y retirada de amianto Malaga

La no retirada de la forma adecuada del amianto puede implicarle caer en diferentes tipos de sanciones de forma oficial. Si no desea que un equipo del cuerpo de la Guardia Civil SEPRONA acabe sancionándole gravemente por no retirar amianto de alguna obra que su empresa esté llevando a cabo, debe usted llamar a una empresa que realmente esté homologada  en gestión y retirada de amianto en Málaga para la ejecución de un trabajo que requiere una formación específica de sus operarios, un material adecuado y todas las exigencias que marca el RERA o Registro de Empresas con Riesgo de Amianto de 2003.

En este artículo, la empresa de demoliciones Francisco Ternero le explica cuáles son los riesgos más frecuentes a evitar con la contratación de nuestros expertos en el terreno.

  • ¿De qué material peligroso hablamos?

Las placas de fibrocemento, también conocido como asbesto, eran de uso muy común para la construcción en años pasados. En realidad el amianto es un componente del fibrocemento que en nuestro país, debido a que se comercializaba a través de la empresa llamada URALITA, acabó también adquiriendo esa denominación. Al estar hecho de fibras microscópicas, éstas permanecen en suspensión en el aire durante muchísimo tiempo o al menos el suficiente como para que sea invisible a los ojos del hombre y lo respiremos sin darnos cuenta, permaneciendo en el interior de nuestro organismo, concretamente en los pulmones. No es precisamente ese primer contacto con el amianto lo que nos pone en riesgo. Es el contacto continuado, de manera habitual, de manipulación diaria de ese material, puesto que hay más exposición a las fibras que quedan en el ambiente y que cualquiera podría respirar con mucha facilidad. El problema sobre todo de personas que se han dedicado a la gestión y retirada de amianto prolongadamente por motivos laborales y sin protección es que las enfermedades relacionadas a este elemento aparecen muchísimo años después: entre dos y tres décadas.

  • ¿Está demostrado que provoque enfermedades?

Está más que demostrado que el contacto continuo provocado por el tratamiento del amianto puede provocar enfermedades. Provocan sobre todo enfermedades relacionadas con nuestro sistema respiratorio. Aunque el peor de los resultados del contacto habitual es el de padecer cáncer de pulmón, uno de los más mortales. Porque el propio asbesto es considerado ya científicamente como un cocarcinógeno o agente externo químico, biológico o físico capaz de provocar cáncer en el ser humano, como por ejemplo lo es también el tabaco. Aunque existen otros males generados por el amianto como la enfermedad conocida como mesotelioma maligno, que también es un tipo de cáncer aunque afectando al peritoneo y a la pleura. Todos estos problemas no tienen cura por el momento, por eso es muy importante evitarlos con la contratación de empresas homologadas como Francisco Ternero, con mucha experiencia y personal altamente cualificado en la gestión y retirada del amianto en Málaga.

  • ¿Está prohibido el uso de amianto hoy en día?

Sí. Desde 2001 el uso del amianto está prohibido absolutamente en todo el territorio nacional su uso, aunque ya anteriormente se prohibieron otros tipos de amianto muy perjudiciales, como el azul o el amianto marrón, que desaparecieron como material de construcción entre las décadas de los 80 y 90. Pero debido a que se construyó tantísimo en nuestro país en época del desarrollismo, por ejemplo, aún quedan muchísimos edificios en Málaga y el resto del país donde se hace imprescindible la contratación de los servicios de retirada de amianto en Málaga, en nuestro caso. Nosotros garantizamos un desamiantado profesional, libre de restos contaminantes y seguro. Llame a nuestro equipo de profesionales y le daremos un presupuesto ajustado a las necesidades. Y no escatime porque se está jugando su salud, la de su familia y la de sus vecinos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *